Exit Britannia

Por Janet Sloss

BONAVENTURA
PRESS

Capitulo 9

EXIT BRITANNIA

La Ultima Conquista de Menorca 1798 - 1802

© 2002 Bonaventura Press

  Capitulo 1 Capitulo 5 Capitulo 9
Introduccion Capitulo 2 Capitulo 6 Capitulo 10
Agradecimientos Capitulo 3 Capitulo 7 Capitulo 11
Bibliografia Capitulo 4 Capitulo 8 Capitulo 12

Capitulo 9

Cuando llegó a la isla a finales de 1799, el General Fox se había declarado así mismo "ignorante en el tema de la fortificación". En cambio, se lanzó a realizar mejoras, adoptando un papel de administrador colonial más que de comandante militar. Considerado "emprendedor e infatigable" por el historiador Hernández Sanz, Fox consiguió 1.375.000 libras esterlinas del gobierno británico y solicitó 10.000 soldados más. Dejando el trabajo de las defensas de la isla al Capitán d’Arcy, lo primero que acometió fue el arreglo del Camino Real (Camino de Kane). Pidió a los ayuntamientos que se encargaran de las reparaciones pero cuando éstos se negaron, sólo les solicitó las herramientas necesarias y encargó a los hombres de los regimientos ingleses que hicieran el trabajo.

Muchos de los cientos de barcos que llegaban al puerto de Mahón después de la batalla necesitaban reparaciones. En primavera de 1801, envió al Doctor Brionis, supervisor de la madera, a recorrer la isla junto con el carpintero de ribera, Gabriel Corwell. Hicieron un profundo examen de las grandes fincas, marcando todos los árboles adecuados para las reparaciones de barcos, salvo para mástiles ya que en Menorca no había árboles lo suficientemente altos como para servir para tal fin. Cientos de encinas, olivos y unos cuantos pinos fueron marcados con una señal triangular, y Brionis entregó a Fox un informe pormenorizado. 1

Fox también encargó que se tallara una piedra conmemorativa en memoria del Gobernador Kane y se colocara cerca del camino en forma de herradura que lleva a la ermita de San Juan. La pequeña iglesia se encuentra detrás de los huertos en las afueras de Mahón creados antiguamente por Kane. La inscripción dice: "NOMEN ET SUIS ET OMNIBUS MINORICIS MERITO CARISSIMUS ET JUXTA HAS SEDES HORQUE HORTOS PRAECIPUE SEMPERQUE MEMORANDUM". "Nombre muy apreciado con razón por los suyos y por todos los Menorquines, principalmente en estos lugares y vergeles dignos de que se perpetúe su memoria". La piedra fue diseñada por William Scoly, teniente del octavo regimiento de infantería británico.

En septiembre de 1801, los monjes franciscanos le dijeron que estaban abriendo una nueva escuela en su convento. Se había nombrado maestros en los principios de la gramática, el latín y la retórica, con dos lectores en teología, "todo ello por el bien público", dijeron los hermanos a Fox.
Además de mantener los caminos, supervisar los alojamientos y alimentos de las tropas y predicar una buena higiene, Fox fue también capaz de supervisar la actividad constante de la navegación en el Puerto de Mahón. En reconocimiento de esta labor, fue nombrado comandante en jefe de actividades navales en el Mediterráneo por Lord Keith, que había sucedido al conde St Vincent, y en 1801 cuando se estaba discutiendo un tratado de paz, Fox recibió la orden de trasladarse a Malta.

Notas

1 WO55/1556(3) [Extractos]

Almirante Vizconde Hood
por Robinson postre Sir Joshua Reynolds. Colleccion James Maps, Mahon

Almirante George, Lord Keith.
por Meyer postre Saunders. Colleccion James Maps, Mahon

Gobernador Fox, caricatura
por Capitan Sturgeon, Royal Regiment, 1801

Este libro es disponsible tambien en formato .pdf (13Mb) para imprimir aqui.